El presidente Andrés Manuel López Obrador aseguró que existan problemas legales por la declaración del Tren Maya como una obra de seguridad nacional.

Durante su conferencia de prensa matutina, López Obrador sostuvo que las acusaciones de que este decreto es anticonstitucional son parte de una campaña en contra del proyecto.

“No hay ningún problema legal. Lo que se está haciendo es darle continuidad a una obra importantísima, que fue sujeta a una consulta de todos los habitantes y la mayoría estuvo de acuerdo”, apuntó.

Acusó que los adversarios al Tren Maya han interpuesto amparos, por lo que criticó el papel de los jueces que han parado obras “cuando toda la gente está de acuerdo”.

López Obrador sostuvo que el Tren Maya se declaró de “seguridad nacional” porque está interviniendo un gobierno extranjero, porque se está perdiendo dinero, porque es una obra prioritaria, porque se están practicando tácticas dilatorias y porque no hay justicia expedita.

“No hay desacato (…) que vaya Claudio X. González y José Ramón Cossío y que presenten denuncias y que resuelva el Poder Judicial”, dijo el mandatario.

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *