Tras los hechos violentos que dejaron 7 muertos en la comunidad de El Durazno, en Coyuca de Catalán, habitantes mantienen un bloqueo en la carretera Acapulco-Zihuatanejo para exigir a las autoridades que se expulse al grupo criminal responsable de la masacre.

Los pobladores urgen al gobierno de Guerrero, encabezado por Evelyn Salgado que se expulse a los presuntos integrantes de La Familia Michoacana  que el sábado por la tarde irrumpieron en la comunidad y mataron a siete personas, entre ellas un menor.

Desde el mediodía de este domingo, la comisaria de El Durazno, Azucena Rosas García, dio a conocer sobre el bloqueo en la carretera ante la falta de respuesta por parte de las autoridades estatales.

Denunció que a casi 24 horas del ataque ninguna autoridad se ha presentado en la comunidad para reforzar la seguridad y expulsar al grupo armado que permanece en la zona.

“Necesitamos que vayan, nosotros salimos pero no podemos regresar porque los caminos son muy peligrosos”, dijo.

En este sentido explicó que necesitan regresar a su comunidad para poder sepultar a las siete personas que fueron asesinadas en una escuela primaria y rescatar a una mujer que se encuentra retenida junto con sus dos hijas.

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *